viernes, 11 de enero de 2008

El más honesto del mundo es dominicano

Juan Bautista Félix es orgullosamente dominicano. El se ha convertido en un ejemplo de honestidad para toda Quisqueya porque en más de 38 ocasiones ha encontrado y luego devuelto a sus propietarios más de 300 mil dólares en efectivo, así como pasaportes, joyas y otros objetos de valor. La prensa dominicana descubrió en 1995 a este humilde trabajador que laboraba como supervisor de migración en el Aeropuerto Internacional José Francisco Peña Gómez. El devolvia las pertenencias a los asombrados viajeros que habian olvidado sus valijas cuando salían o retornaban al país. Juan Bautista es tan honesto, pero tan honesto que mucha gente hasta se "enfogona" con él...tanto así, que una vez se encontró 40 dólares y como no los pudo devolver a su propietaria, porque no la encontró, decidió guardar aquel dinero que no era suyo en una biblia. A pesar de que los años han pasado aún conserva ese dinero. En el área de migración donde laboró por más de 16 años, tambien encontró tarjetas de creditos por un valor de mas de 50 mil dólares….pero siempre devolvía el dinero ante la protesta de sus compañeros de trabajo...que hasta lo tildaban de bobo y loco porque tampoco aceptaba gratificaciones. El tambien había devuelto casi secretamente, un pequeño maletín con mas de 30 mil dólares en efectivo y prendas, que una viajera borícua creyó haber dejado en su casa, de Puerto Rico. Este hombre, que ha sido reconocido hasta por presidentes del pais, esta pensionado y no recibe ninguna ayuda del gobierno de turno. Nosotros lo acompañamos hace ya un tiempo al aeropuerto de Santo Domingo y nos sorprendimos de que casi todo el personal del aeropuerto lo conoce y le tributa una gran admiración por sus hechos. Al hablar acerca de la persona que en más oportunidades ha regresado a sus legítimos dueños sus pertenencias extraviadas, los Guinnes han observado que JUAN BAUTISTA además, es la única persona en el universo que ha publicado en espacio pagado la pérdida de objeto extraviado; también, el que ha tenido por más tiempo en su poder, una prenda a espera de encontrar su propietario (l997-2008). Juan Bautista, dice que el aprendió la virtud de la honestidad de su padre, y que a su vez, el ha dejado ese legado a toda su familia compuesta por cuatro hijos y dos nietos. Nosotros conocimos a este sin igual dominicano cuando contamos su historia al mundo a través del programa "Al Rojo Vivo". En ese entonces su sueño era entrar al Récords Guinnes y nos alegramos que lo haya logrado. !Cuanta honestidad en un país permeado por la corrupción!

2 comentarios:

rosannadearmas dijo...

Me da un enorme placer saber que este señor es un orgullo dominicano y que tambien hay personas que pueden reconocen estas virtudes en los demas.
Yo tambien alguna vez, trabaje para una oficina del gobierno y nunca acepte contribuciones por hacer mi trabajo.
Felicito a esta persona de todo corazon, y espero que nunca cambie; siempre es mejor hacer lo correcto.

Anónimo dijo...

Juan es un orgullo y un ejemplo de honestidad pero tambien de humildad, un hombre trabajador, que lucha por ideales nobles.
Díos permita que muchos de nuestro país lo tomen de ejemplo y logremos una mejor nación.
Chary